Preserving cuba´s memory

martes, 22 de agosto de 2017

Central Romelié - Centrales de Cuba

Central Romelié en 1913
El central Romelié, situado en Yateras, Guantánamo, Oriente, era uno de los quince más pequeños del país (el 150 entre los 161 existentes) con una capacidad de producción de 150 000 @ diarias de caña, un rendimiento industrial mediano, 1 300 trabajadores en zafra y 315 caballerías de tierras propias.

Existes discrepancias sobre el año de su fundación que algunos sitúan en 1858 y otros en 1878 y 1882, como central Romelia y fundado por Francisco Morelin y Eduardo Jorosa, ambos franceses. Fue uno de los centrales de la región de Guantánamo que perteneció a los Brooks, en 1878 bajo "Brooks y Compañía" y en 1883 a sus herederos.

"Santiago Mc. Kinley y sobrinos" entró como socio en 1891 hasta 1905 en que pasó a los "Sucesores de Mc. Kinley, Brooks y Compañía", a los que, en 1917 se le unió como socio Armand, familiar de su último propietario particular. La sociedad se mantuvo hasta 1924 en que, como consecuencia del crack de 1921, pasó a "Compañía Azucarera Romelié SA", administrada por Francisco de Pando, tras haber sido de los "Sucesores Mc. Kinley Brooks Rausdeer". Francisco de Pando Armand era su administrador desde entonces, ocupando su presidencia por más de veinte años.

En 1913 el Romelié cultivaba las variedades crsitalina y blanca sin emplear ni fertilizantes ni regadío. Su maquinaría se componía en ese entonces de una descargadora, seguida por un juego de tres trapiches, 18 defecadoras, un evaporador de triple efecto de 6 000 pies de superficie calórica, tres tachos de punto, 17 centrífugas sistema Watson Laidlaw y una batería de calderas con 1 300 caballos, compuesta de cinco multitubulares en un horno Cook y dos de Fiske.

Pando Armand, presidente de la Asociación Nacional de Hacendados de Cuba en los años 1940 y entre 19451 y 1956 tenía intereses, además, en el central Santa Cecilia y en "Compañía Cubana", propietaria de los centrales Jatibonico y Jobabo. También había sico accionista del desaparecido "Banco Atlántico", propiedad de Amadeo Barletta.

El 75 % de sus cañas provenía de colonos y el resto de la administración. El 60 % se transportaba por ferrocarril, el 25 % en camiones y el resto por carretas. Sembaraba un 12 % de POJ - 2878 y un 85 % de Media Luna 318 que rendían, como promedio, 50 000 @ por caballería.

Tras el triunfo de la Revolución Cubana de 1959 el central fue nacionalizado por el Gobierno de la Isla que lo renombró como central Héctor Infante.

Pronto presentó problemas con el abastecimiento de sus cañas por lo que se decidió paralizarlo y posteriormente demolerlo, siendo, junto a su vecino Santa Cecilia uno de los primeros en desparecer después de 1959.

No hay comentarios:

Publicar un comentario