Preserving cuba´s memory

viernes, 18 de marzo de 2016

¡Mc Curdy vino de Key West a La Habana, pero por barco! (Entrevista con Domingo Rosillo)

Domingo Rosillo del Toro
- ¿Leyó lo que dice la revista "Flying" de este mes. comandante? —preguntamos a la gloriosa reliquia de la aviación cubana.

Sí.  - responde pausadamente Domingo Rosillo* -; ya tuve noticias del asunto.

- Aun con huellas en el rostro de la reciente operación a que se sometiera, realizada por el eminente cirujano —también aviador— doctor Ramírez Corría, el veterano piloto se agita en el fondo del butacón donde reposaba Hasta nuestra llegada.

- ¿Y que piensa usted de la historia publicada en "Flying”?

Que no tiene mayor importancia. Es lo de siempre: el no querer dejar nada para nadie. Algo semejante al caso latente de nuestro ilustre Finlay...

- Y agrega, alzando el tono de voz:

Todo el pueblo de Cuba sabe que fui el primero en volar desde Key West a la Habana, pero además ahí están, como usted los puede ver... (Y nos muestra sendos v apergaminados documentos oficiales) . . . las evidencias irrefutables, suscritas por las autoridades de aquella época, en que se afirma mi condición de ser el primero...


Domingo Rosillo en Cuba tras sobrevolar por primera vez el
Estrecho de la Florida
- Descansa un momento, para continuar:

Pero volvamos al artículo de Flyinq". Mucho de lo que allí se cuenta es ridículo. No solamente no fue Mc Curdy el primero, sino que jamás voló de Key West a la Habana; llegó, sí. a nuestra hermosa capital, pero por barco. No tuvo suerte. Y eso que todo estuvo muy bien preparado, como lo demuestra el oportuno y eficaz auxilio que recibió...

- Rosillo parece como si hurgara en los recuerdos, para seguir en el tema.

Mc Curdy, efectivamente, intentó el vuelo en 1911. pero cuando ya estaba a unas siete millas de la costa su máquina, que volaba a poca altura descendió violentamente, destrozándose, y salvando él la vida de puro milagro siendo recogido por los cañoneros de la escuadra norteamericana que cuidaban toda la ruta, y conducido a La Habana.

- ¿Conoció usted, personalmente, al piloto Mr. McCurdy?

¡Cómo no! Entonces eramos tan escasos aquellos que nos dedicábamos a las andanzas aéreas en el mundo, que todos nos conocíamos y manteníamos estrechas relaciones de tipo personal, aunque fuera por correspondencia. A McCurdy le conocí bien. Era un canadiense simpático y arrestado. Y le reconozco audacia y coraje a su intento en 1911. pero su máquina no respondió. Después nadie más lo intentó, hasta que yo lo hice el 17 de mayo, año y medio después del fracaso de Mc Curdy...

Sello Conmemorativo por el centenario del vuelo
Cayo Hueso - La Habana
- El gran viejo de nuestra aviación se calla unos instantes, medita, y proclama risueño:

¡Así gané el premio de diez mil pesos que habia ofrecido el Gobierno de Cuba!

- ¡Y que entonces sí eran 10 mil pesos! —agregamos nosotros. Rosillo comenta:

¡Figúrese! Me embullé y gané otro premio... El célebre aviador francés Roland Garros acababa de establecer un récord de altura volando sobre la Habana; pues me subí a mi Morane y entre el asombro y la admiración de todo el pueblo, dejé muy por debajo la marca de Garros...

- La placentera evocación de aquellos momentos estremecidos de popularidad y gloria vividos por él. conmueven profundamente al gran veterano del aire y le humedecen de emoción las pupilas, mientras nos despedimos con frases cariñosas, recomendándole sosiego y descanso...

Como usted ve, —nos dice finalmente—, la versión de “Flying” sobre Mc Curdy y el vuelo Key West-Habana carece de exactitud, adolece de exageración. Yo no le doy mayor importancia...

Revista Aero Voz. 1954. P. 23

* El 17 de mayo de 1913 el cubano Domingo Rosillo del Toro se convirtió en el primer piloto en atravesar el Estrecho de la Floridad desde Cayo Hueso hasta La Habana.




No hay comentarios:

Publicar un comentario