Preserving cuba´s memory

martes, 28 de marzo de 2017

Secretaría de la Presidencia - Órganos de la República de Cuba

Palacio Presidencial de Cuba
La Secretaría de la Presidencia, desde que se instauró la Re­pública el 20 de mayo de 1902, fue, dentro del meca­nismo administrativo de la Nación, una de las dependencias más laboriosas y sobre la cual recayó un trabajo más intenso, de mayor responsabilidad y de menos brillo.

Por Decreto número 78 de fecha 12 de enero de 1909, del Gobierno Provisional norteamericano, fue promulgada la Ley Orgánica del Poder Ejecutivo, en la cual, por su artículo séptimo, sólo se autorizaba al Presidente a nombrar un Secretario particular, un Jefe de Administración de Tercera Clase, y el personal que figurara en el presupuesto anual. Por el artículo 32 de la expresada Ley, se crearon ocho Secretarías de Despacho en el siguiente orden: Justicia, Gobernación, Hacienda, Obras Públicas, Agri­cultura, Comercio y Trabajo, Instrucción Pública y Bellas Artes y Sa­nidad y Beneficencia.

La Secretaría de la Presidencia, como oficina administrativa, fue entonces omitida y poco después, por Decreto del Gobierno Provisional número 51, de 28 de enero de 1909, se dispuso que así se llamara la oficina de la Presidencia cuya creación había autorizado el ya expre­sado artículo siete de la Ley del Poder Ejecutivo y se amplió su personal al disponer que, además de los funcionarios mencionados en tal pre­cepto, integraran la Secretaría de la Presidencia los funcionarios y empleados que expresamente se citaban, aumentando su número a vein­tiuno y modificando, a ese solo efecto, la Ley de Presupuestos de 1908 a 1909.

Desde esa fecha, la Secretaría de la Presidencia fue cambiando su estructura a medida que en las sucesivas leyes de Presupuesto, se fue ampliando su capacidad, a tenor de la mayor importancia y número de asuntos a su cargo; y no fue hasta 1934, cuando por la Ley Constitucional de 3 de febrero de ese año, se comenzó a considerar al Secretario de la Presidencia como integrante del Consejo de Secretarios, en su doble función de Secretario de la Presidencia y del Consejo de Secretarios. Dicho precepto introdujo por primera vez en nuestra legislación los “Secretarios sin Cartera”, limitando su número a dos, cuando los creara el Consejo; y les confirió a todos sus miembros voz y voto.

La Constitución de 1940, en virtud del nuevo ordenamiento estatal que instituía, sustituyó la denominación de Secretarios del Despacho, por la de Ministros del Gobierno, dejando a la Ley la fijación de su número; y aunque el Secretario de la Presidencia continuó siéndolo, así como también del Consejo, se le asignó el encargo de extender las actas de sus acuerdos, así como la función específica de atender al despacho de los asuntos de la Presidencia de la República y del Consejo de Ministros; no confiriéndosele voz y voto, como tenía hasta esa fecha, pues aunque el Decreto número 2866 de fecha 10 de octubre de 1940, le otorgó la categoría de Ministro, ello fue sólo un carácter protocolar, a tal punto que, para desempeñar el cargo, se en­tendió que no eran exigibles los requisitos necesarios para ser Ministro.

La Ley Constitucional de 4 de abril del año 1952 conservó el mismo ordenamiento en cuanto a lo referido al Secretario o Ministro de la Pre­sidencia.
La Secretaría de la Presidencia estaba organizada de acuerdo con la Ley de Presupuestos vigente en la siguiente forma:

·         Oficinas del Secretario de la Presidencia
·         Oficinas del Secretario Particular
·         Jefatura de Despacho de la Secretaria de la Presidencia

Entre los múltiples asuntos que se despachaba en estas Oficinas se encontraban la recopilación de todos los datos recibidos de los dis­tintos Ministerios para la confección del mensaje que, dos veces por año, debía remitir al Congreso el Presidente de la Re­pública - dando cuenta de su gestión como representante del Poder Ejecutivo - y de la Memoria Anual.

Se ocupaba, además, de la distribución de toda la correspondencia y documentación recibida en dichas Oficinas; de los acuses de recibo y despacho de la correspondencia oficial que; or­denaba el archivo de toda la documentación que se conservaba en las Oficinas y llevaba un tarjetero en el cual constaban asentados incontables números de asuntos y multitud de expedientes de los más diversos temas.

Secretarios o Ministros de la Presidencia (1902 - 1958)

Foto
Nombre
Comienzo en el cargo


Dr. Jorge Alfredo Belt y Muñoz
20 de mayo de 1902

Dr. José Lorenzo Castellanos Perdomo
28 de enero de 1909

Dr. Dámaso Pasalodos Bouffartique
1ro de agosto de 1909

Dr. Ignacio Ramírez de Estenoz González
19 de agosto de 1911

Dr. Ramiro Cabrera y Bilbao Marcaida






Lic. Rafael Montoro Valdés
22 de febrero de 1913






20 de mayo de 1913

Dr. José Manuel Cortina García
20 de mayo de 1921

Sr. Luis Lecuona Casado
2 de enero de 1924

Dr. Viriato Gutiérrez Valladón
20 de mayo de 1925

Sr. Ricardo Herrera Guiral
13 de febrero de 1929

Dr. Ramiro Guerra Sánchez
5 de septiembre de 1932

Dr. Raúl de Cárdenas Echarte
14 de agosto de 1933

Dr. Ricardo Sarabasa Blanco
5 de septiembre de 1933

Dr. Ramiro Capablanca Graupera
12 de septiembre de 1933

Dr. Emeterio Santovenia Echaide
20 de enero de 1934

Dr. Agustín Acosta Bello
26 de junio de 1934

Dr. Andrés Domingo Morales del Castillo
5 de noviembre de 1935

Dr. Domingo Macías Navarro
20 de mayo de 1936

Dr. José Bringuier Laredo
24 de diciembre de 1936

Dr. Enrique Alonso Pujol
10 de mayo de 1939

Sr. Cristóbal Muñoz Valdés Gómez
23 de marzo de 1940

Dr. Aurelio Fernández Concheso
10 de octubre de 1940

Ing. Amadeo López Castro
2 de enero de 1941

Dr. Marino López Blanco
21 de junio de 1941

Dr. Andrés Domingo Morales del Castillo
7 de noviembre de 1941

Sr. Cristóbal Muñoz Valdés Gómez
5 de marzo de 1944

Dr. Julián de Solórzano Reanu
10 de octubre de 1944

Sr. Cristóbal Muñoz Valdés Gómez
7 de mayo de 1947

Dr. Orlando Puente Pérez
10 de octubre de 1948

Dr. Andrés Domingo Morales del Castillo

10 de marzo de 1952




No hay comentarios:

Publicar un comentario