Preserving cuba´s memory

sábado, 5 de marzo de 2016

Calles de La Habana - Calle Egido

Calle Egido a inicios del siglo XX
La calle Egido, cuyo nombre oficial es Avenida de Bélgica (que también comprende la calle Monserrate) se extiende desde Lamparilla, muy cerca de la Avenida del Puerto hasta la calle Desamparados.

Es una de las últimas calles trazadas en la parte más antigua de la ciudad pues su estuvo ocupada antaño por las murallas en el espacio donde convergían las entradas de Tierra, del Arsenal y de Puerta Cerrada.

Fue Egido una gran avenida comercial en la que existieron durante la República algunos modestos hoteles que eran utilizados, sobre todo, por aquellos viajeros que llegaban o tomaban tren en la colindante Estación Central de Ferrocarriles: entre los más importantes se pueden mencionar al Bostón, al San Carlos y al Las Villas, todos desaparecidos.

Existían, además en Egido varios sitios de interés turístico, como el imponente Palacio de las Ursulinas con su hermosa fachada de arabescos que hoy es una casa de vecindad; el muy deteriorado Palacio de los Condes de Casa Moré y el de Balboa (ocupado por el Gobierno Provincial que se conserva muy bien) y varios de los mayores fragmentos de la Muralla de La Habana que se conservan la ciudad, incluyendo las únicas puertas.

Por último se encuentran en Egido, aunque muy lejos de lo que en sus mejores tiempos fueron, dos famosos restaurantes habaneros: El Baturro y el Puerto de Sagua, especializados en mariscos y comida española respectivamente.



No hay comentarios:

Publicar un comentario